10 Mitos Sobre Hemorroides

Las personas que sufren de hemorroides en general no se sienten a gusto hablando de esta afección. Es algo que genera vergüenza, incomodidad, y miedo a las burlas de los demás. Por esta razón, lamentablemente se han inventado varios mitos entorno a esta dolencia y a sus tratamientos.  Ademas de estos mitos hay que agregar la gran cantidad de información falsa que pulula por Internet en estos días.

 

Mitos Sobre Las Hemorroides

Mitos sobre las hemorroides
Mitos hemorroides

Al tratarse de una afección que la gente por lo general no habla, se han generado muchos mitos que no son cierto entorno a las hemorroides, te voy a dar una lista de 10 mitos y a desmentirlos.

Mito 1: Sentarse sobre superficie frías  ayudan la aparición de Hemorroides

Seguramente tu madre alguna vez te ha repetido la siguiente frase: “No te sientes mas en el piso que esta helado y te van a salir hemorroides!”. Esto es totalmente falso. Sentarse sobre una superficie fría no te dará hemorroides. De hecho un remedio casero para las almorranas es colocarse una bolsa de hielo sobre la zona afectada. Coloca  hielo dentro de una bolsa, y aplícalo con mucho cuidado sobre las hemorroides. Nunca apliques el hielo directamente sobre las almorranas. El frío va a ser que sientas un alivio inmediato, va a calmar la comezón, y  bajara la inflamación. El efecto del hielo va a disminuir la presión sobre las hemorroides.

Mito 2: Las hemorroides pueden provocar cáncer

No hay ninguna evidencia medica que las hemorroides puedan ocasionar cáncer. Es una afección, que sin lugar a dudas tiene síntomas que son incómodos y molestos. En algunos casos pueden agravarse, sobre todo todos si no se aplica ningún tratamiento, y pueden necesitar una intervención quirúrgica para su extirpación. Pero esto no significa que un caso de hemorroides se transformen en algún tipo de cáncer. El cáncer es provocado por células que mutan y atacan a nuestro cuerpo. Mientras que las almorranas son simplemente venas hinchadas. Lo que si sucede es que existen algunos tipos de cáncer con síntomas parecidos a los que provocan los hemorroides. Solamente tu medico con una examen va a poder determinar cual es el problema que esta sufriendo.

Mito 3: El asiento duro de una bicicleta causa hemorroides

Hay asientos de muchos modelos nuevos de bicicletas, que cuando te sientas parece que te estuvieras sentando sobre un cuchillo. Dicho esto, el asiento de una bicicleta no produce hemorroides.

Aunque si es cierto que un sillín muy duro puede agravar la enfermedad, ya que va a generar presión en lugares incorrectos, causando irritación y mas inflamación.  La vestimentas ajustadas que se utilizan en el ciclismo tampoco ayudan en nada, ya que seguramente haya rozamiento y esto genere inflamación en la zona afectada. Es por esto que la mayoría de los médicos se oponen a la práctica de este deporte cuando el paciente sufre de hemorroides.

Mito 4: El sexo anal produce hemorroides

Este mito es uno de los mas increíbles, tener sexo anal no tiene nada que ver con la aparición de hemorroides. Ni tampoco eres homosexual por padecer de almorranas. Ahora si ya tienes hemorroides entonces si, el sexo anal agravan las hemorroides y posiblemente provoquen un sangrado. Las almorranas incrementan mucho el riesgo de transmisión de enfermedades sexuales si no estas usando protección.

Mito 5: Un asiento de coche calentado puede provocar hemorroides

Es absurdo que un asiento caliente o templado genere hemorroides cuando uno de los tratamientos caseros mas efectivos contra esta dolencia, es darse baños de asiento con agua tibia. De hecho puede utilizar almohadones que se pueden calentar y están pensados para mitigar las molestias causadas por esta enfermedad. Permanecer sentado durante un periodo de tiempo prolongado en la misma posición, puede afectar las almorranas si ya las tienes. Por esto te recomiendo que te pares cada cierto tiempo para hacer un cambio de posición. De esta forma vas a aliviar la presión que se esta ejerciendo sobre la zona afectada.

Mito 6: Las Hemorroides son para siempre y no tienen cura

Es la peor mentira que he escuchado sobre las hemorroides. Las personas que creen esto no hacen nada para curarse y las padecen durante mucho años, espero que tu no seas una de ellas. Las almorranas no son para siempre se producen por algún motivo: tipo de dieta, estrés, sobrepeso, etc. Si puedes eliminar la causa, te curaras. Si te vas a enfocar en calmar las molestias que se producen siempre van a volver a aparecer,  porque no estas combatiendo la causa, estas tratando los síntomas.

Mito 7: Consumir comidas picantes te darán hemorroides

No es verdad que los alimentos picantes generen almorranas. Las comidas picantes si pueden provocar malestares estomacales como la diarrea. La diarrea hacer que se genere un mayor esfuerzo sobre el recto, y este sobre esfuerzo es el que provoca las hemorroides. Si ya estas sufriendo de hemorroides entonces si debes eliminar las comidas picantes de tu dieta, ya que este tipo de alimentos generan irritación en el colon.

Mito 8: Las hemorroides las sufren las personas de edad

Nada mas alejado de la realidad. No hay edad para esta dolencia, no cometas el error de pensar que eres muy joven para sufrir de hemorroides. Si tienes los síntomas y piensas que puedes sufrir de este problema no dudes en ir al medico por mas joven que seas.

Mito 9: La operación es la única forma de curarse las hemorroides

Solo las casos mas severos van a precisar de una intervención quirúrgica para eliminar las almorranas. Es una operación dolorosa y precisaras de 2 a 4 semanas para recuperarte. Tampoco es una solución definitiva un 5% de los pacientes que se hacen la intervención vuelven a padecer este problema. La operación siempre tiene que ser tu ultima alternativa, sobre todo porque hay muchos remedios naturales y tratamientos efectivos para esta enfermedad.

Mito 10: Las hemorroides son hereditarias. No puedo hacer nada, voy a sufrir de hemorroides

Al día de hoy, no se cuenta con evidencia científica, para afirmar que las hemorroides sean hereditarias o provocadas por algún tipo de problema genético. Lo que si se ha demostrado es que las familias que tienen un estilo de vida muy parecido como ser una dieta pobre, bajo consumo de fibras, poco ejercicio, mucho estrés, mala hidratación,  sufren de dolencias similares. Si este es tu caso, tiene que cambiar tu estilo de vida para ayudar a prevenir las almorranas.

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *